ShiatsuEsta disciplina efectúa un trabajo holístico, considerando los aspectos de la persona como un todo, en el que atiende al correcto fluir de la energía por el cuerpo. Como la energía es el origen de los problemas de todo tipo, que luego redundan en el cuerpo físico, cualquier problema puede ser combatido por la masoterapia.

 
De esta forma la lista de enfermedades o afecciones que puede tratar es casi interminable; hipertensión, asma, reuma, alteraciones abdominales, cicatrices, contracturas, contusiones, afecciones digestivas, artritis, mala circulación,, hernias discales, estrés, depresión y demás problemas emocionales.

 
El Shiatsu, o digitopuntura se originó en Japón, utilizando los principios de la medicina china, donde están perfectamente relacionados los puntos energéticos con zonas específicas, y tratando así el origen de las enfermedades, ya que las mismas son síntomas de desequilibrios profundos.

 
Al manipular directamente la energía vital utilizando puntos o meridianos, que son los canales por donde fluye dicha energía, se reequilibra la armonía del organismo entero mejorando cada una de sus zonas. Así se evita el bloqueo de la corriente de energía que provoca malestar.

 
El acu-yoga es un ejercicio que da resultados semejantes, pero se complementa el trabajo presionando y estirando naturalmente ciertos músculos, ligamentos, nervios y órganos, liberando la tensión acumulada, a la vez que tonifica y modela el cuerpo.

 
Este proceso, que combina las ventajas del yoga y la digitopuntura, es especialmente preventivo. Además equilibra al cuerpo como totalidad, ya que la salud holística considera los aspectos de la persona como un todo; cuerpo, emociones, mente y espíritu, son concebidos como una unidad, no como partes separadas.

 
Ahora bien, no se debe confundir entre masoterapia y mesoterapia, siendo la segunda un sistema con aplicaciones estéticas, es decir, que el objetivo es el de eliminar la celulitis, las grasas localizadas, así como también lograr un rejuvenecimiento facial.

 
La masoterapia como dijimos tiene fines terapéuticos o preventivos pero orientado a una sanación física y a la relajación. Para ello utiliza una serie de técnicas de masajes como el circulatorio, el deportivo, el drenaje linfático, descontracturante, el relax, la liberación miofascial o el crio-masaje entre otros.